Cómo pueden ayudarnos las últimas tecnologías

A veces nos encontramos en situaciones bien difíciles, y aunque no es posible solucionarlas del todo sí podemos hacer algo para que mejore. Por ejemplo, en el caso de las personas que tienen problemas de movilidad por accidente, enfermedad, vejez, etc., una tabla de transferencia les facilita la vida. Tú puedes comprar aquí la que quieras, porque hay muchas opciones de acuerdo con sus funciones.

 Por ejemplo, están las tablas de transferencia rígidas, las más comunes. Estas están hechas de madera o plástico de alta resistencia. El propósito es ubicarlas como soporte y que la persona las pueda usar como tablas de transferencia deslizantes, gracias a su superficie de mínima fricción. Pueden utilizarse de manera independiente o con ayuda.

 También están las tablas de transferencia semi-rígidas, las cuales exigen obligatoriamente la presencia de una o varias persona para ayudar a soportar el peso del paciente, pues la tabla por sí sola no podrá hacerlo aunque el usuario se deslice sobre ella.

 Puedes encontrar la tabla de transferencia glyder, que combina su base rígida con un canal en el cual se traslada un disco giratorio, de ahí que la persona pueda moverse de un extremo a otro de la tabla y además cambiar su posición.